¿Cómo transformar nuestro Crítico Interior? (tercera parte)

“El Cuaderno de Bitácora”

 

EL CRÍTICO INTERIOR: UNA GRAN VOZ PRIMARIA (cuaderno 8)

Para poder transformar nuestro Crítico Interior primero de todo tenemos que darnos cuenta de que nos está hablando. Muchas veces estamos tan identificados con la Voz del Crítico que su sonido lo sentimos como si fuera la única verdad y como si fuéramos nosotros mismos los que nos reprendemos. Son pensamientos que nos acompañan, como si lleváramos unas gafas que no nos sacamos nunca y viéramos el mundo siempre desde la óptica de estas gafas. No nos podemos defender del crítico y nos sentimos avergonzados porque se expresa con un tono autoritario implacable.

La Voz Crítica quiere ser nuestra alidada y critica con entusiasmo cualquier cosa que tenga que ver con nosotros. Y su razón es mantenernos sanos y salvos, con éxito. Quiere que estemos seguros. Si utilizamos la estrategia de decirnos comentarios positivos de nosotros mismos como una manera de acallar la Voz Crítica, veremos que sube el tono de voz y la intensidad.

Así pues, para transformar el Crítico y experimentarlo como un aliado, el primer paso es reconocerlo, es tomar consciencia de él desde el Ego Consciente o nuestro Capitán Interior. (Ya hemos ido explicando cómo podemos reconocerlo en los anteriores cuadernos).

Y una vez detectado un comentario del Crítico, el siguiente paso es preguntarnos: ¿cuál es la sabiduría que se esconde detrás de este comentario? ¿cuál es el mensaje en positivo qué estoy recibiendo? Algunos ejemplos reales que nos pueden ayudar:

  • Crítico: ¡qué cara tienes!
  • Transformación: otro día lo planificaré mejor o pediré ayuda en la próxima reunión.
  • Crítico: ¡otra vez impuntual!
  • Transformación: definitivamente pondré alarma en el teléfono 15 minutos antes de salir o si salgo con tiempo de casa llego a la reunión con una actitud positiva y relajada.
  • Crítico: ¡Eres una vaga!
  • Transformación: necesito dedicarme tiempo para mí, los otros se beneficiarán porque estaré más tranquila o si no tomo un descanso no podré asumir todas mis responsabilidades.

Escuchando la Voz Crítica nos hacemos responsables de nosotros mismos y nos regalamos irnos superando con respeto hacia nuestro ser. No hay juicio.

El Crítico seguirá haciendo comentarios porque tiene habilidad de análisis, pero su interacción será totalmente diferente. Dejará de atacar y se neutraliza su negatividad. Nos da información imparcial sobre diferentes aspectos y personas importantes en nuestra vida. Nos ayuda en nuestro desarrollo y en protegernos.

El Crítico transformado nos mira a nosotros, nuestra vida y nuestro trabajo objetivamente y da información de lo que ve. Es una mente objetiva, con capacidad de discernir. Puede revisar un trabajo sin juicio, indicar lo que está bien y lo que hay que mejorar. Manifiesta cuando está perdido o lo que podemos hacer diferente. Es nuestro mejor aliado, la única condición es que lo reconozcamos cuando se expresa y no nos identifiquemos con él.

Y sobre todo, recordemos que Diálogo de Voces es un proceso, no hay metas a superar. Si nos identificamos con el Crítico y vuelve a sus antiguos hábitos, no hay error ni está todo perdido. Tomemos consciencia de nuestro Ego Consciente y ¡sigamos caminado con nuestro equipo interior!

Mònica Jal
Coach Co-Activa.
Coaching de equipos y Coach Wingwave.
Facilitadora en Diálogo de Voces.

Deja un comentario